Bienvenidos y bien hallados os encontreis en nuestro refugio.

Os damos la bienvenida, a nuestro rinconcito, donde expresamos, nuestro sentir, y donde profesamos, nuestro amor, esperamos que dejéis comentarios, dudas o que intercambiéis con nosotros, conceptos, imagenes, vídeos, ideas, y todo aquel modo o vinculo de conexión, que pueda haber con respecto a nuestro sentir, el excitante y maravilloso mundo del BDSM, gracias, pasad, acomodaros y esperamos que disfrutéis, nos enriqueceremos todos, nosotros, y vosotros, saludos..



Dom Of Empires & dadada {DOE}

viernes, 23 de julio de 2010

Descubrirse...




Muchas veces, hablamos del sentir, del alma sumisa, de la esencia de la sumisión, pero creo que hay un momento clave en la vida de toda sumisa, ”descubrir que lo eres”.

Creo que las mujeres, vivimos en la actualidad, en un mundo y sociedad muy diferente a nuestras antecesoras, pioneras ellas de logros importantísimos a lo largo de la historia, hasta llegar a la actualidad, donde la figura de la mujer, ha cambiado mucho y aunque siempre existiran espacios en los cuales no se nos verá ni se nos tratara con la igualdad deseada, si es cierto que hemos dado verdaderos pasos de gigante.

Imaginad entonces, lo que puede suponer para una mujer de la era moderna, descubrir que es sumisa. Las cosas que pasan por su cabeza, la revolución interna que todo ésto significa, el como debe enfrentarse a la vida desde ese momento, como convivir con dos realidades, una, la vida cotidiana, la actitud y la disposición ante las situaciones habituales de la realidad común y otra, la intimidad de una alcoba, los sentimientos, la necesidad y el deseo mas profundo de algo diferente, distinto, inexplicable y maravilloso.

Pienso que hay muchos modos de llegar hasta ésta revelación, y al leer éstas lineas, puede que muchas de vosotras, os sintáis identificadas, y que otras, no veáis aquí similitud con vuestro caso, pero consideraba importante, y también interesante el mencionar aquí, ese sentimiento, esa sensación, esa zozobra y a la vez que esa puerta abierta, hacía un nuevo horizonte de sensaciones,, de deseos, de fantasía, de vivencias y por supuesto de placer.

Supongo que si estáis leyendo éste blog, tan explícito y adentrado en el Universo BDSM, es porque habéis pasado ya el umbral que comentamos, pero yo quería hacer hincapié, en el momento justo antes de adentraros en él, ese momento crucial de vuestra vida, donde descubrís que sois sumisas, ¿o porque no nombrarlo también? Dominantes. Pero en esta ocasión quisiera centrarme en las reflexiones, los pensamientos y sensaciones que yo, como sumisa, experimento.

Lo primero que debe hacer una sumisa, desde mi modesto punto de vista, cuando descubre su sentir, es precisamente, aceptarse. No se trata de ir pregonando a los cuatro vientos lo que se es, no, y tampoco creerse más que nadie, pues no somos mejores que las mujeres que viven sus relaciones de pareja desde el modelo convencional o tradicional, ni peores tampoco, somos sencillamente diferentes. Desde mi prisma particular, el ser sumisa, tanto como el ser Dominante, debe tomarse con total naturalidad, es complicado de perse que se nos entienda, como para que seamos nosotros mismos los que nos compliquemos mas las cosas, y la vida.

Una sumisa, lejos de lo que se pueda pensar desde fuera del marco BDSM, es una mujer que siente, sufre, padece, vibra, entiende, capta, goza, sacrifica, ama, piensa, opina, y ante todo asimila, como cualquier otra mujer.

El como hemos llegado algunas de nosotras, a descubrir lo que somos, es sencillamente por diferentes vías, cada una, de manera distinta o con similitudes, pero cada una de manera individual, sintiendo y desgranando cada una de sus sensaciones, de sus sentimientos, de sus sueños y de sus anhelos, muchas de nosotras acompañadas de la mano de quien nos guia, nos usa, nos descubre, nos incita, nos adiestra, nos desea, nos ama, nos respeta, nos valora, o simplemente nos disfruta, o quizás también por alguno de los siguientes motivos, seguramente pueda ser alguno de ellos el vuestro:

-Porque sentíamos, deseábamos, necesitábamos, ofreciamos, y concebíamos las relaciones, de una manera “diferente” a como lo hacían el resto de los que estaban a nuestro alrededor.
-Porque alguien te descubrió este universo, te indicó el camino.
-Porque el sexo convencional, no te satisfacía ni te llenaba lo suficiente, y a partir de ahí empezaste a indagar.
-Porque viste algo, en algún sitio que te llamó la atención, y tiraste de ese hilo.
-Porque un día sentiste deseos imperiosos en obedecer, sin saber porque.
-Porque por casualidad, entraste un día a un chat o foro de BDSM, y aquello despertó en ti, un territorio nuevo por explorar.
-Porque tu pareja en aquel momento, era Dominante, y vió en ti matices de los cuales tu eras desconocedora.
-Porque un día te hiciste daño sin querer, y desarrolló en ti sensaciones placenteras.
-Porque conociste un Dominante que extrajo de ti, sentimientos y deseos que sabías que tenias pero que yacían en tu sentir, dormidos, ocultos, esperando que alguien los entendiese y les diera vida.

Estas pueden ser algunas de las razones, aunque seguro que habrá muchas más, tan particulares y diferentes como cada una de nosotras, todas respetables, por curiosas, extrañas, o inverosímiles que parezcan, todas validas, ¿ y sabéis por que?, porque nadie esta en posesión de la verdad absoluta, ni de la regla, ni del conocimiento, y menos en nuestro particular mundo, donde cada relación es única y diferente como lo son cada uno de los integrantes de ellas.

Lo que si nos queda claro, es que la vida nos cambia a partir del instante en que ya siendo conocedoras de nuestro sentir y nuestro modo de gozar, nos despertamos orgullosas de reconocernos tal y como somos. Las buenas (o malas) lenguas, dicen que una sumisa, es una mujer capaz de correrse como una autentica diosa. Pero mucho más allá del sexo, las sumisas somos mujeres inteligentes, cultas, competitivas, con carácter, personalidad, carisma y voluntad, que nadie os pise por el mero hecho de ser sumisas jamás, solo dejad esa parcela habitable y libre a quien escojáis vosotras mismas como vuestro Amo, legítimo, elegido y verdadero, con responsabilidad, complicidad, consenso y total conformidad amigas mías.

Ya solo me gustaría desde mi humilde y modesto lugar, enviaros a todas un fuerte y cálido abrazo, no temáis, pero sed prudentes, aceptaros, disfrutad y sentid, pero siempre pensad que la elección de vuestro Maestro, es el paso más importante que vais a dar como sumisas, os deseo desde aquí, mi Averno, la mejor de las elecciones, y las más altas cotas de disfrute para todas.

Un fuerte abrazo, feliz sumisión y entrega, que vuestro caminar os resulte gozoso y placentero.

dadada {DOE} Propiedad de Dom Of Empires


1 comentario:

  1. Encantador alegato de la sumision, pero hay sumisa sin AMO, sinceramente pienso que en le mundo moderno la sumision, o el ser Dominante es una mundo aparte, es una liberacion, es un sentimiento , que no puede aplicarse a la vida normal, pero tampoco sentirse un proscrito por serlo, es tan grande poder ofrecer algo a alguien asi que ofrecerse uno mismo es maravilloso, y recibirlo y cuidarlo aun mas.
    Espero que estas breves palabras sirvan para al menos agradecer el esfuerzo de este blog.

    ResponderEliminar